lunes, 30 de julio de 2012

El arco

"Mi arco he puesto en las nubes,
el cual será por señal de mi pacto
con la tierra"
Dios hablando a Noé, después del diluvio
Libro de Génesis





Thomas Moran
1837 - 1926




"El arco del Señor surca la esfera
Y nos bendice. En el gran arco puro
están las bendiciones del futuro,
Pero también está mi amor, que espera"

Génesis IX. 13  - Jorge Luis Borges
De Unas Monedas





Joseph Cornell - fuente



Theo van Rysselberghe



Konstantin Somov
La niña de los hongos bajo el arco iris - 1922



Arco Iris
Mario Benedetti


A veces
por supuesto
usted sonríe
y no importa lo linda
o lo fea
lo vieja
o lo joven
lo mucho
o lo poco
que usted realmente
sea

sonríe
cual si fuese
una revelación
y su sonrisa anula
todas las anteriores
caducan al instante
sus rostros como máscaras
sus ojos duros
frágiles
como espejos en óvalo
su boca de morder
su mentón de capricho
sus pómulos fragantes
sus párpados
su miedo

sonríe
y usted nace
asume el mundo
mira
sin mirar
indefensa
desnuda
transparente

y a lo mejor
si la sonrisa viene
de muy
de muy adentro
usted puede llorar
sencillamente
sin desgarrarse
sin desesperarse
sin convocar la muerte
ni sentirse vacía

llorar
sólo llorar

entonces su sonrisa
si todavía existe
se vuelve un Arco Iris.





Konstantin Somov


Martiros Saryan



Joaquin Sorolla


Robert S. Duncanson - fuente




Miles Jefferson Early
1886 - 1957


Geoffrey Scowcroft Fletcher
1923 - 2004





Giuliano Giuggioli
fuente


Roberto Weigand
artista gráfico de Brasil


4 comentarios:

Francisco Méndez dijo...

Clarissa necesito un consejo tuyo me siento tan solo, Tan abandonado. Besos

Clarissa Rodriguez dijo...

Francisco, querido amigo.
Todos nos hemos sentido así en algún momento.
La soledad es una cosa, sentirse solo es otra.
Bajo este "arco" de la promesa de Dios te puedo decir que jamás estamos solos, menos aun abandonados.
En medio de la soledad aprendemos a vivir, aprendemos a estar con nosotros mismos y nuestro espíritu se fortalece enfrentando nuestras circunstancias. Dios está atento para intervenir obrando a tu favor.
Francisco confía en la promesa de Dios que te dice "estoy con vosotros hasta el fin del mundo".
En el libro de Job puedes leer: "Él llenará aún tu boca de risas, y tus labios de júbilo."
Ese "aún" nos dice que vendrán días alegres, con la alegría y el gozo verdadero. Lo mejor siempre está por venir.

¿Consejo práctico?
No existen "recetas" pero hay algunos ejercicios que ayudan:
Tomar contacto con la naturaleza, hacerse amigo de un árbol. Meditar, aprender de memoria un verso con el que te sientas identificado (no importa si es breve o extenso)y repetirlo a todas horas, en voz alta, caminando, escribiéndolo, llevándolo contigo a todos lados. Ayudando a otros, siempre a nuestro alrededor hay personas que te necesitan. Aprendiendo a dar "una vuelta de tuerca más", con una mirada positiva.
Estoy segura que tu "inventarás" tus propios métodos y así, más adelante, ayudarás a otras personas que, como nosotros hoy, necesitan y esperan ser bendecidos.

En mi página está mi correo electrónico, si quieres escribirme directamente.

Un gran gran abrazo, querido amigo. aprecio mucho tu honestidad y confianza.

Francisco Méndez dijo...

Gracias Clarissa no se si merezco un amiga tan buena como tu, tu respuesta me ha hecho muy bien. Te escribiré a tu correo electrónico, con mas detalle.Cariños y un gran abrazo

Clarissa Rodriguez dijo...

Mi querido Francisco.
¡Qué alegría saber que te sientes mejor!
Recuerda que tienes muchos amig@s bloggers que te queremos y apreciamos. Pero por sobre todas las cosas confía en que Dios está contigo.

En el Salmo 37 leemos:
"Encomienda a Jehová tu camino, confía en Él y Él hará".

Un gran abrazo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...